Sexo en la desescalada

Una vez que ya han pasado semanas desde que el Coronavirus pusiera patas arriba nuestras vidas, un periodo en el que todo lo que conocíamos, nuestros hábitos, nuestro día a día frenó de golpe.

Después de no haber podido hacer nada fuera de cuatro paredes, en los que la vida teníamos que vivirla de puertas para dentro. Y para muchas personas, ese frenazo de golpe, supuso también un duro golpe para la sexualidad. En concreto para el deseo, he tenido bastantes pacientes con una bajada en la libido, en las ganas de sexo. Lo que   es normal en tiempos de crisis, cuando todo lo que conocíamos hasta ahora peligraba…

Pero ahora con desescalada, la vuelta a la “nueva normalidad”, debemos tener algunas consideraciones y precauciones de cara al sexo en tiempos- aún- de Covid.

En el Reino Unido llega la noticia que es delito mantener relaciones sexuales con personas con las que no se conviva, y la verdad es que se ha armado mucho revuelo. Ya que el homólogo a Simón en aquel país dimitió justo porque durante el confinamiento se “saltó” las restricciones para ver a una mujer. Me llegaron a llamar para que diese mi opinión como sexóloga sobre el asunto.

Así que aprovecho para comentarlo también por aquí, pero antes de nada quiero decir que no soy epidemióloga, y realmente los expertos en Salud Pública deben de realizar aseveraciones y recomendaciones respecto a las prohibiciones o restricciones en cada país.

Qué debemos saber del CoronaVirus relacionado con nuestra vida sexual?

  • Los principales contagios se están produciendo- durante la desescalada- indoor. Es decir manteniendo contacto estrecho con personas con las que no convivimos, no manteniendo la distancia de seguridad de metro y medio, dos metros. No usando mascarilla y en espacios cerrados.
  • Hay personas que están infectadas y no presentan síntomas o éstos son muy leves.
  • El sexo con mascarilla es un coñazo, pero es más seguro que realizarlo sin ella (menuda perogrullada me he marcado), pero ten en cuenta que durante el acto sexual hay un intercambio de fluidos abundante, saliva entre ellos, jadeamos aumentamos la exhalación… el riesgo de propagar el virus es mucho mayor. Pero ojo que me estoy refiriendo a las personas que no conviven, y que ahora que pueden se reencuentran. Es una sugerencia, simplemente.
  • El virus está presente en saliva y en heces. Con lo que algunas prácticas sexuales suponen un mayor riesgo de contagio. Desde un tierno beso, pasando por el más apasionado, o el rimming.
  • No se ha aislado aún en fluido vaginal o semen.
  • El Covid-19 no es una ITS.
  • Las medidas de asepsia son fundamentales siempre, y más aún ahora. La correcta higiene de manos, de nuestros juguetes sexuales, nuestro autocuidado se hacen indispensables para minimizar riesgos.
  • La persona más segura con la que mantener relaciones sexuales es con una misma.
  • La siguiente persona sería aquella con la que convivamos si es que lo hacemos.
  • El riesgo cero no existe, ni siquiera con la pareja con la que convivimos. Ahora que podemos salir y la interacción con otras personas- que pueden estar contagiadas- ha aumentado, el riesgo también.
  • No hay que vivir con miedo, debemos relajarnos pero sin bajar la guardia.

 

Así que ahora en los que los tiempos han cambiado, si salimos de caza o vamos a encontrarnos con nuestro amante no sólo debemos asegurarnos de llevar condones, sino alcogel y mascarilla entre otros posibles “juguetes”.

 

Hasta la próxima!

No hay comentarios

Escribe un comentario